Blog

Artículos, noticias, y curiosidades sobre psicología y desarrollo personal

Vacaciones en familia psicología Rivas

Cómo disfrutar de un verano en familia

El verano es una época especial de altas temperaturas, un sol espléndido, viajes, vacaciones… en definitiva, es la estación que contagia nuestro estado de ánimo, y es siempre un buen momento para disfrutar del verano en familia. En esta etapa, sobre todo con la llegada de las vacaciones, es cuando las personas en general tienen más tiempo para descansar, salir de la rutina y tomarse la vida de otra manera. Es un momento perfecto para dedicarle tiempo a los tuyos y también a ti mismo/a. Por eso, para que tu verano sea de diez y dejes los problemas a un lado, te contamos una serie de consejos que pueden ayudarte a disfrutar más del verano en familia y amigos.

Romper con la rutina y el estrés diario

Antes de hablar de los consejos para tener un verano inolvidable, es importante que tengas en cuenta ciertos aspectos de tu vida. Es importante que aprendas a relajarte y a tomarte el verano en familia con calma, a veces, resulta difícil y sufrimos algo de estrés por el trajín de los viajes, maletas, aviones, los niños…etc, pero hay que tomarse las cosas con calma, paciencia y felicidad.
Romper las rutinas de tu trabajo es algo primordial, debes salir y planear el verano con los tuyos es fundamental para disfrutar de unas buenas vacaciones. No se trata de vivir todos los días de forma idílica, sino de disfrutar del tiempo que tenemos con los nuestros y tratar de encontrar lo mejor en todo lo que hacemos.

Consejos para disfrutar del verano en familia

¡Ahora sí! Desde Cenit Psicología nos acordamos mucho de nuestros clientes, por eso os recordamos algunos consejos para que disfrutéis al máximo de vuestras vacaciones de verano.

disfrutar verano en familia

Acaba con la rutina

Desconecta de la rutina diaria, olvídate del trabajo y aprovecha el tiempo en buena compañía. Intenta pasar más tiempo con la familia y los amigos, diviértete con ellos haciendo planes interesante. Viaja si puedes, y si no trata de disfrutar del verano en familia, pero ante todo, desconecta de las rutinas, los madrugones, el estrés laboral y aprende a disfrutar de ti. Relájate y busca actividades que te llenen de verdad. Tu mente te lo agradecerá, y tu estado de ánimo mejorará.

Di adiós a las nuevas tecnologías

Las vacaciones de verano son el momento perfecto para decir adiós al móvil, al ordenador o la tablet y desconecta totalmente de la tecnología. Todos sabemos que en nuestro mundo modernizado, las tecnologías ocupan una parte muy importante, pero el verano está para disfrutar, y sin ellas, aprenderás a desconectar tu mente, te relajarás más y te darás cuenta de las muchas maneras que existen para disfrutar de la naturaleza, el buen tiempo y los tuyos. Ponle fin a las preocupaciones y apuesta por un estilo de vida saludable en el que las conversaciones con tus amigos sean en persona.

Ten presente a tus hijos

Si tienes hijos, deja que los más pequeños también opinen y propongan planes para disfrutar del verano en familia. No les obligues a hacer muchas responsabilidades y trata de disfrutar el máximo tiempo posible con ellos. Probablemente ellos/as también te han echado de menos y necesiten pasar un buen verano junto a sus padres. No les impongas rutinas muy marcadas, deja que los niños también desconecten del curso escolar. Disfrutar de los niños/as y verlos disfrutar es uno de los regalos más bonitos que la vida nos brinda. No os lo perdáis.

Lleva una alimentación saludable

Llevar un dieta equilibrada y sana no es tan difícil como parece, sobre todo en verano, ya que con las altas temperaturas nos es más complicado comer más.

Ponle fin a los platos fuertes del invierno y aprovecha para cocinar aquellas recetas frescas y saludables que favorecen la buena digestión como el gazpacho, las ensaladas o una crema de verduras. Esto no quiere decir que estés a dieta o que no puedas disfrutar de un rico helado, pero una alimentación saludable te ayudará a llevar un estilo de vida más activo con el que tendrás ganas de realizar muchas actividades saludables como: montar en bicicleta, nadar, ir de camping, hacer senderismo…

disfrutar del verano en familia

No tengas prisa

No tengas prisas, disfruta del momento. Lo mejor del verano es no tener que ir corriendo a todas partes, así que intenta no seguir con las prisas por llegar a todo. No te cargues con compromisos y responsabilidades para quedar bien con todo el mundo, deja que las cosas fluyan y te sorprendan. Disfruta de tu tiempo y relájate. Tu organismo te lo agradecerá en todos los aspectos.

 

Descansa y haz ejercicio

Trata de dormir bien aunque el calor propio del verano a veces te lo impida. Duerme al menos unas 8 horas diarias, no hace falta que madrugues. Deja que tu cuerpo y tu mente descansen, te sentirás más pleno si duermes bien y esto hará que te sientas más feliz.
En cuanto a la práctica del ejercicio, trata de regularlo y practicarlo todos los días o casi todos. Los deportes de agua son una opción perfecta para disfrutar del verano en familia o con amigos, ya que es un deporte que suele gustarle a todo el mundo, y os hará estrechar los lazos entre vosotros.

Descubre nuevas habilidades

Las vacaciones son el momento perfecto para descubrir todos aquellos talentos y habilidades ocultas que tenemos, o que por falta de tiempo no podemos realizar. Haz aquellas actividades que te gustan o trata de aprender cosas nuevas. Aprende un nuevo idioma, conoce otro país, practica la cocina, apúntate a algún curso que te guste, aprende a hacer surf… todo es válido mientras te haga feliz. A veces, descubrir cosas nuevas nos cambia la perspectiva y aprendemos a valorar más ciertas cosas. No te quedes atrás y atrévete a descubrirte.

sonrie verano en familiaMantén la actitud positiva

Muchos de los consejos que hemos visto solo se consiguen si ante todo tienes una actitud positiva. Los pensamientos optimistas y alegres provocarán que disfrutes más de todos tus planes, ya sea solo/a o acompañado/a. Tener una actitud positiva nos hace sentirnos mejor con nosotros mismos, tener más alta la autoestima y estar más abiertos a descubrir cosas nuevas. No te bloquees ni te pongas límites, pues ya sabes el dicho que dice: La mente es como una paracaídas, solo se abre con optimismo y buena actitud.

Desde Cenit Psicología sabemos lo difícil que resulta a veces encontrar un hueco para disfrutar de nosotros mismos, pero el verano puede ser el momento perfecto. Trata de sonreír, ser feliz y disfrutar del verano en familia o con amigos. El tiempo es tuyo y tú decides en qué lo inviertes, por eso, hazlo en todo aquello que te ayude a sentirte bien. Nosotros, esperamos de todo corazón que lo disfrutes al máximo.

¿Qué opinas?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *