Categoría: Familia

Cuando perdemos el sentido

“Si no está en tus manos cambiar una situación que te produce dolor, siempre podrás escoger la actitud con la que afrontes ese sufrimiento.” Viktor Frankl

 

¿Qué es el vacío existencial?

El experimentar que la propia vida tiene sentido es un pilar fundamental para el bienestar psicológico de las personas. Va ligado al cumplimiento de metas vitales, a una visión positiva de la vida, del futuro y de uno mismo.

Cuando no alcanzamos este estado, se pueden originar sentimientos de frustración y desesperanza ante la duda sobre el sentido de la vida. Esto es lo que denominamos  “vacío existencial”, que se manifiesta en sentimientos y expectativas sobre el futuro. Están caracterizados por la apatía, el cansancio, la falta de ilusión, la sensación de inutilidad y de pérdida de control de la vida, la soledad y la sensación de estar desconectado del mundo.

¿Cuáles pueden ser las causas?

La pérdida de un ser querido suele ser uno de los desencadenantes más habituales de la sensación de vacío. Esta pérdida puede haberse producido bien por fallecimiento o bien por ruptura o separación.

La sensación de vacío también puede originarse ante cambios repentinos que trastoquen la estructura vital de la persona: la pérdida del puesto de trabajo, la mudanza a otra ciudad o país o una enfermedad, son algunos ejemplos. La incertidumbre generada por este tipo de situaciones produce una sensación de pérdida de control que requiere de la reestructuración de los planes de vida del individuo.

¿Qué solemos hacer para llenarlo?

Nuestra reacción natural cuando experimentamos malestar o una emoción de estas características es esconderla, evitarla, hacer como que no está ahí y bloquearla. Sin embargo, esta estrategia sólo resulta efectiva a corto plazo ya que, al igual que cuando metemos la suciedad bajo la alfombra no estamos haciéndola desaparecer, la estamos ocultando, pero sigue ahí.

En algunas ocasiones, utilizamos otro tipo de estrategias que también calman de forma temporal el vacío y de las que obtenemos un beneficio inmediato. Entre ellas, destacamos: la comida, las compras, el alcohol, etc. Éstas tampoco resultan efectivas ya que no están solucionando el problema si no manteniéndolo. En ocasiones, incluso llegan a producir una situación de dependencia que dificulta aún más que dejemos de tener ese sentimiento de vacuidad.

¿Qué debemos hacer cuando lo experimentamos?

Como actuaciones que podemos llevar a cabo para entender y dar salida a ese vacío que sentimos se pueden reseñar las siguientes:

  • Plantearnos objetivos a corto y medio plazo que sean realistas y alcanzables. Esto hará más probable que la persona se sienta motivada, con mayor ilusión y ganas de seguir adelante.
  • Encontrar tiempo para realizar actividades o hobbies que disfrutemos, ya sea solos o en compañía de otros.
  • Reflexionar sobre cuáles son las circunstancias que pueden estar influyendo en que nos sintamos así.
  • Evitar compararnos con los otros y aceptar que las personas somos diferentes y que cada vida es única.
  • Expresar las emociones que estamos sintiendo, sacarlas al exterior a través de los recursos con los que más conectemos: escritura, música, pintura, hablar con un amigo/a cercano, etc.
  • Pedir ayuda a un psicólogo/a si lo consideramos necesario. 
Tratamiento para los problemas psicológicos en las personas mayores

Problemas psicológicos en las personas mayores

Esta etapa es el final de la vida adulta y la entrada en la llamada “tercera edad”. Oscila alrededor de los 65 años. Esta edad viene pautada por la finalidad de la etapa productiva de una persona, es decir, la jubilación. El cambio produce una serie de problemas psicológicos en las personas mayores que hacen que se viva esta etapa con deterioro cognitivo y social, que precede a la muerte de la persona. Actualmente la esperanza de vida en Europa está alrededor de los 80 años, por lo que eso deja un margen de vida de 15 años, más o menos, durante la etapa de la vejez.
Leer más

Vacaciones en familia psicología Rivas

Cómo disfrutar de un verano en familia

El verano es una época especial de altas temperaturas, un sol espléndido, viajes, vacaciones… en definitiva, es la estación que contagia nuestro estado de ánimo, y es siempre un buen momento para disfrutar del verano en familia. En esta etapa, sobre todo con la llegada de las vacaciones, es cuando las personas en general tienen más tiempo para descansar, salir de la rutina y tomarse la vida de otra manera. Es un momento perfecto para dedicarle tiempo a los tuyos y también a ti mismo/a. Por eso, para que tu verano sea de diez y dejes los problemas a un lado, te contamos una serie de consejos que pueden ayudarte a disfrutar más del verano en familia y amigos.
Leer más

Terapia de psicología familiar en Rivas

La Terapia de Familia

La Terapia de Familia es un espacio para todos, para crear una base y sentar una comunicación sólida y respetada. La principal diferencia entre una terapia individual y la de familia es que a esta última acuden todos los miembros de la unidad familiar a consulta.

Aunque creamos que no es necesario acudir a un especialista y que los problemas se solucionarán solos, la mejor vía para acabar con ellos lo más rápido posible es ponerse en manos de un terapeuta especializado en terapias de familia.

Normalmente, los problemas que surgen en el núcleo familiar se deben a las dificultades que hay en la relación entre distintos miembros de la familia, aunque pocas veces se trate de todos. No obstante, al final el problema engloba a todos los miembros del conjunto familiar.

Leer más

familias patógenas terapia cenit

Familias patógenas

El término patógeno hace alusión a todo aquello capaz de generar patología en un organismo. Esta patología puede ser física (por ejemplo, el tabaco contiene sustancias carcinogénicas) o psicológica.El núcleo familiar es la primera toma de contacto que tenemos las personas con el mundo social. En la familia aprendemos las primeras pautas de comportamiento, interiorizamos valores y actitudes de nuestros modelos y sentamos las bases de lo que, en futuro, será nuestra personalidad. Asimismo, empezamos a configurarnos una imagen tanto del mundo como de nosotros mimos. El diálogo con los padres es un elemento muy importante. Leer más

Educadores en colegios

¿En los colegios hay educadores?

Cuando los alumnos no son como en los libros.

Aún sin saber muy bien por qué, la mayoría de nosotros ante un problema nos hacemos, automáticamente, la siguiente pregunta: “¿De quién es la culpa?”. Parece que tener a quien culpar nos alivia, nos da una excusa para mirar para otro lado y seguir con lo nuestro. Pero interioricemos esto: ante un problema, lo que hay que hacer es buscar su solución.
Leer más

Factores de protección contra conductas problemáticas

Factores de protección contra conductas problemáticas

Una de las problemáticas que más preocupa a los padres y madres de hoy en día, es el momento en que su hijo entra en la adolescencia, esa etapa evolutiva que, por sus propias características naturales, resulta tan complicada para el propio adolescente como para sus padres. De manera retrospectiva, solemos ver muy evidente que un adolescente que, p. ej., abusa de las drogas, efectivamente lo haga. Muchos oiremos decir: “Menudo pieza está hecho. Se veía venir. Es carne de cañón”. Lo mismo ocurre con adolescentes que incurren en embarazos no deseados, fracaso o abandono escolar, relaciones sociales tóxicas o violentas, y todos los posibles problemas que a los padres se nos pasan por la cabeza cuando nuestro chaval empieza a salir solo por ahí. Más adelante veremos los Factores de protección. Leer más

terapia de pareja rivas cenit

Terapia de pareja, ¿en qué consiste?

¿Debería plantearme buscar ayuda profesionales? Ante muchos de nuestros problemas podemos acabar haciéndonos este planteamiento. Ocurre también en situaciones que nos llevan a pensar que necesitamos terapia de pareja. Por eso hoy vamos a tratar de explicar cuándo resulta realmente necesaria la psicología de pareja.

Otro de los asuntos que preocupa o nos lleva a la duda es: ¿cómo se desarrollan las sesiones? Saber en qué consiste la terapia para parejas nos dará tranquilidad a la hora de decidirnos por recibir atención psicológica.

¿Realmente es eficaz? Vayamos por partes. Cuando una relación se estropea y empieza a parecer un callejón sin salida, es el momento de pensar en que un profesional nos ayude. La separación siempre va  a ser una posibilidad pero, como sabemos, es un trago doloroso y que puede afectar a terceros, principalmente en el caso de parejas con hijos.

Por eso, cuando uno de los dos cree que la terapia es una posibilidad, y el otro acepta colaborar, podemos atrevernos a intentarlo. Cuanto antes lo detectemos más fácil será encontrar una solución a través de la terapia familiar.

Problemas habituales para recurrir a Terapia de Pareja

No hemos de preocuparnos por la rareza de nuestro problema. Todo el que busca atención psicológica tiene asuntos que solucionar. Las discusiones entre parejas son algo normal, aunque cuando se convierten en habitual, continuo y que afecta negativamente a nuestro día a día, hemos de pensar en que tenemos un problema que hemos de solucionar entre los dos.

La mayor parte de los casos que requieren terapia de pareja la necesitan por la falta de comunicación. Puede parecer simple de solucionar, pero las discusiones pueden enquistarse y convertirse en destructivas, agravando otros problemas menores.

Otro de los grandes problemas que ha de tratar la psicología de pareja es el de la falta de aceptación de las particularidades de nuestra pareja. En estos casos hay que trabajar sobre la idea de la búsqueda de la  felicidad. Los cánones sociales pueden distraer nuestras necesidades o gustos, y convierten nuestra vida, no sólo a nivel de pareja, en una lucha constante por lograr lo idílico sin ver más allá.

¿Hay que tener las mismas ganas de colaborar?

Una idea muy extendida es la de que una parte de la pareja no colaborará o no está por la labor en la misma medida que la otra. Generalmente se acusa a los hombres de estar menos involucrados en esto. Sin embargo, la experiencia de los psicólogos dice lo contrario. En las primeras sesiones se rompe una barrera que, al cruzarla ambo, los deja en la misma posición frente al problema.

¿Cómo son las sesiones en la terapia de pareja?

Cuando comencemos con la terapia de pareja debemos olvidarnos del tiempo. Toda sesión nos hará dar un paso. Cada problema y cada pareja requiere un tiempo para solucionar el problema y volver a crear los vínculos destruidos. No debe preocuparnos que la sesión vaya lenta o rápidamente. Centrémonos en nosotros.

Las pautas de las sesiones las marcará nuestro psicólogo o psicóloga. Generalmente en la terapia de pareja se realizan sesiones individuales y sesiones conjuntas. Así el terapeuta puede valorar mejor, analizar, decidir acciones y llevarlas a cabo como considere.

¿Funciona?

Ya hemos mencionado antes que hay muchos factores que influirán en los resultados y en el camino. Según nuestros datos, tres de cada cuatro parejas mejorar su relación después de una terapia de pareja.

¿Existe el complejo de Edipo?

El Complejo de Edipo consiste en la confrontación de sentimientos que desarrolla un niño, a lo largo de su infancia y adolescencia, entre el amor-odio por su padre. Según el Psicoanálisis, los niños, en su amor por su madre, ven en el padre una figura de competencia por el cariño de la madre. Sin embargo, el niño también quiere a su padre. Por este motivo, se genera una tensión entre los impulsos (odiar al padre) y las normas sociales y éticas (estamos educados en que eso no es lo correcto). Leer más